Colección General
Tucumán, 1948

Toma sus primeras clases de dibujo y pintura en el taller de su padre, Ernesto Salvatierra, en Santa María, Catamarca. 
Su obra se encuentra en museos, galerías de arte, fundaciones y  colecciones particulares del país y el extranjero. 


“… (la obra) precursora de una corriente defendida por algunos críticos en búsqueda de un arte auténticamente americano basado en nuestras raíces, señala por presencia lo más fuerte y propio que respalda la verdad de esa posición. Pero también por ausencia de toda voluntad de dictar cátedra sobre lo que debe hacerse, Salvatierra, pone también sin buscarlo, por mero contraste de manifiesto, la exterioridad y la falta de un fundamento genuino de los que por cálculo hacen un embanderamiento de lo que para él es tan natural como el aire que se respira y la tierra sobre la que se camina”. 
Luis Felipe Noé

Galería