Colección General
 
Rosario, 1926 – 2013

Se inició en la escultura en el atelier de su padre, el escultor italiano Santiago Girola. En 1939 se trasladó a Buenos Aires y realizó un curso y práctica de los metales. En 1945 realizó sus primeras esculturas concretas y un año más tarde participó como miembro fundador del grupo “Arte Concreto-invención”. Las obras de Max Bill contribuyeron a su definición artística. Trabajó el hilo, la lámina de metal y el mármol. En 1977, se inclinó hacia una forma de expresión muy distante  a su mundo racionalista: adoquines de granito, maderas, piedras, aluden a la destrucción y a un presente complejo, lleno de asechanzas de todo tipo. En 1958, fue invitado a la Exposición Internacional de Bruselas, donde le fueron entregados Medalla de Oro y Diploma. En 1960, participó en la Primera Exposición de Arte Moderno de Buenos Aires. En ese mismo año junto con el pintor A. Hlito representaron  la  Argentina en la Exposición Internacional de Arte Concreto en  Kunsthausde Zürich. Al año siguiente  participó fuera de concurso en la VI Bienal de San Pablo y en 1964, fue seleccionado para  la XXXII Bienal de Venecia. En 1968, invitado por el gobierno italiano, viajó por ltalia, Suiza, Francia, Inglaterra y Estados Unidos.  En   Francia realizó dos esculturas para la ciudad de Cannes. En 1973 realizó una exposición en las ciudades de Ottawa y Quebec. Fue nombrado académico de número de la Academia Nacional de las Artes, en el año 1975. Fue representante de la escultura  moderna en un Simposio Internacional en Japón Enio Iommi, participó de numerosa exposiciones en nuestro país y en el extranjero. Falleció en el año 2013.

“La sensibilidad de los artistas es porque todos los días entramos en el mundo utópico que tiene el atelier  y no tendremos dudas  que de la nada haremos aparecer un mundo que nos pertenece.”

“Un sentir un mirar “, Enio Iommi, Buenos Aires,1997.

Galería