Colección General
Lincoln

Se recibió con diploma de honor de la Facultad de Filosofía y Letras  de la Universidad de Buenos Aires. Nélida Etcheverry fue desde 1958 a 1961, discípula de Héctor cartier. Entre 1963 y 1966 permaneció en París, donde siguió los cursos de Pierre Francastel  y C. Lévi-Strauss.Entre 1972 y 1977, estudió arte precolombino e hispanoamericano, en el noroeste argentino, en Perú, Ecuador y Bolivia.

 
Las investigaciones efectuadas en Antropología Cultural e Historia de las Religiones  han tenido una profunda influencia en su obra  plástica. Desarrolló una intensa actividad  docente en la Facultad de Bellas Artes de la Universidad Nacional de La Plata, en la escuela Superior de Bellas Artes Ernesto de La Cárcova de Buenos Aires y Escuela nacional de Bellas Artes Prilidiano Puyrredón de Buenos Aires. Nélida Etcheverry, participó a lo largo de su carrera artística de numerosas muestras individuales y colectivas. En 1991, el Instituto de Arte Argentino de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Buenos Aires, se ocupó de su obra, en relación  con la obra poética de H. Ciocchini. En 1996, participó en la IV Bienal de Pintura Sacra (Salas Nacionales de Exposiciones) y en “Panorama del dibujo contemporáneo argentino” (Centro Cultural Borges). En este mismo año  se incorporó una obra suya  a la Exposición permanente de la Comisión Nacional de Energía Atómica. Nélida Etcheverry, actualmente vive en Buenos Aires. 
 
“Tal vez el arte de Nélida  Etcheverry haya descorrido el velo de esa  hermosura  que en los poliedros y en las letras es todavía el espíritu viviente de una larga historia nacida en Atenas y en Jerusalén. Así  es convertir los dos cuadros de mayores dimensiones en cifras de la convergencia de ambas tradiciones en torno  a la caridad  y ágape cristiano, o sobre la A monumental que ha de ser el  perenne inicio de todo, la vida  nueva que comienza.” 
 
José Emilio Burucúa- (Dr. En Filosofía y Letras de la universidad de Buenos Aires), Buenos Aires, septiembre de 1977.

Galería